¿Arde Chabás? Al tractorazo de Buzzi no fue ni Tractorcito Cabrera

Al titular de la Federación Agraria Argentina (FAA) Eduardo Buzzi no le está yendo bien, y se le nota en la cara. El promocionado tractorazo, al que el jefe comunal de Chabás, Osvaldo Salomón, además de mocionarse anfitrión se propuso encabezar, reunió a unas 300 personas, que algunos eufóricos organizadores inflacionan hasta llegar a 500 almas. En tanto, el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Julián Domínguez, cuestionó la protesta impulsada por la FAA, ya que desde Gobierno hay “diálogo” con los ruralistas.

Nadie desaprovechó la excusa del mal clima para disimular la escasa convocatoria, teniendo en cuenta que “el campo” llegó a concitar el interés de miles de simpatizantes de los autoconvocados, mesaenlacistas y agrogarcas.

Buzzi apeló al ya clásico discurso de reclamo contra la “política agropecuaria extorsiva” que, dicen lleva adelante el gobierno nacional. “Desde Chabás los chacareros le hablamos la país”, era el lema, pensado seguramente por algún creativo con aspiraciones de medianía.

Propio de quienes saben más qué no son que lo que representan, Buzzi se quiso sacar varias mochilas de plomo que luego vuelve a calzar sin culpa cuando se sienta con Hugo Biolcati y sus otros socios de la Mesa de Enlace: “No somos sectores agropecuarios voraces, mucho menos destituyentes y gorilas. Queremos parar este proceso de concentración. Estamos acá porque el detonante es el trigo pero es la política agropecuaria extorsiva la que hace que nuestros pueblos estén en riesgo y desaparezcan productores”. Ni un ejemplo a mano para exhibir, ni reflejos de los enviados para preguntarle al chacarero cool pero rebelde si ya tiene cifras que avalen tamaña sentencia.

El titular de la FAA recordó que la movida había sido pedida por organizaciones de base que se habían reunido en Casilda, al tiempo que le intentó dar una pincelada épica a esa bucólica y minimalista expresión de clase: “Desde acá ponemos en la agenda publica nacional el desastre de política agropecuaria del gobierno”.

Buzzi se pronunció por el precio sostén a los granos, y fue más lejos a reclamar: “No al libre comercio, hay que segmentar retenciones para que la plata quede en los pueblos y no se vaya a la chequera en la casa rosada”.

Con la onda que lo caracteriza y remitiendo a sus recientes ideas de promover un paro de ganaderos, con lo cual el precio de la carne se iría a las nubes que alguna vez soñó Alfredo de Angeli, el ya canoso ex funcionario de Víctor Reviglio convocó a Casandra y remató su gran jornada en Chabás: “El pan va a terminar valiendo 8 o 10 pesos y van a decir que la culpa es nuestra, como hacen con la carne, cuando la realidad es que la culpa la tienen ellos por no dejar comercializar”. Salomón lo escuchaba en silencio.

Domínguez criticó

“Estamos poniendo todo el empeño para resolver los problemas que tengan solución y estén a nuestro alcance, sin olvidarse que estamos en una situación de emergencia nacional por la escasísima producción de trigo”, remarcó Domínguez en declaraciones a Radio Provincia, y añadió que “estamos en diálogo” con los dirigentes.

El funcionario señaló que “hay un problema cierto con el trigo”, que se debe a que la última cosecha “ha sido la peor de todos los tiempos a causa de la sequía”, lo que genera que “no esté en el nivel de comercialización que los productores quieren”.

Indicó además que la línea de créditos con tasas de interés de 3,5% que reclamaron las entidades del agro para poder comprar o retener el trigo, “está operativa en el Banco Nación”.

El ministro de Agricultura precisó, además, que se compraron 2,5 millones de toneladas de trigo adicionales a las molinerías como se había pedido y “se comercializó el 47 por ciento del total de 7,5 millones de toneladas de trigo, pero hay algo que no satisface el reclamo de los productores”, señaló.

Según el funcionario, desde el Estado se hace todo el esfuerzo para facilitarles las operaciones a los productos, y enumeró en ese sentido “la línea de créditos, la devolución de las retenciones, la sugerencia de nombre que tiene urgencia para agilizar su comercialización y todos los instrumentos que sean necesarios”.

Por otra parte, respecto de la situación de la ganadería, Domínguez subrayó que la Argentina “no está en un nivel de pérdida catastrófica de stock ganadero”, y explicó que “si uno analiza las publicaciones de Uruguay y de Brasil, la sequía en los tres países ha producido en los últimos cuatro años el mismo resultado”.

(Fuente: Télam)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: